Limbo Europe

Urnas ecológicas y productos funerarios amigables con el medio ambiente

13-11-2012

Nuevo producto No+Zn genera gran interés en los medios de comunicación

La apuesta por la investigación, la tecnología y la innovación, en definitiva, por el desarrollo de I+D+i, ha dado sus frutos en pro del respeto medioambiental.

En este sentido una empresa española, concretamente alcoyana, ha dado con la clave para ofrecer una clara alternativa al tradicional y controvertido zinc. Un elemento contaminante y que hasta el momento era la única solución utilizada en la caja interior que debe ser colocada para el traslado de los féretros.

De este modo Limbo, pionera en introducir el mundo de la ecología y el respeto al Medio Ambiente en el sector funerario, ha desarrollado “No+Zinc”, un producto ecológico y seguro, desde el punto de vista sanitario, para el traslado de difuntos tanto en el territorio nacional como a nivel internacional. Se trata de una bolsa biodegradable, elaborada con varias capas de algodón y bioplástico, que forra interiormente el féretro de madera.

Esta iniciativa ha sido autorizada y homologada por el Ministerio de Sanidad como sustituto de la caja actual de zinc. Así se hacía público el pasado 6 de abril de 2012 en el BOE en el que la Dirección General de Salud Pública, Calidad e Innovación resolvía: “Aprobar la bolsa sanitaria estanca y autodestructible para transporte de cadáveres con ataúd para su uso como caja interior de los féretros especiales de traslado, puesto que cumple con todas las características técnicas sanitarias de estanqueidad y resistencia a la presión de los gases en su interior, así como la posibilidad de aplicar dispositivos de filtrado y depuración de los gases para equilibrar la presión interior y exterior”.

A esta homologación se suma recientemente, con fecha 29 de octubre de 2012, la autorización para la utilización del No+Zn en traslados internacionales, tanto a países que han ratificado el Acuerdo de Estrasburgo como a terceros países. Tanto el decreto 2263/1974 como el Acuerdo de Estrasburgo especifican que el espesor mínimo necesario para el féretro exterior será de 20 mm. Por otra parte, a las ventajas del producto anteriormente mencionadas, se puede añadir una reducción del peso del féretro, y por consiguiente una disminución en el coste del flete aéreo.

“La continua investigación y el compromiso con el entorno nos ha llevado a desarrollar esta nueva técnica que puede aportar mucho al sector funerario desde el punto de vista sanitario, logístico y medioambiental”, explica Tania Inzunza, Export Manager de Limbo Europe, quien añade: “Consideramos que de este modo obtenemos ventajas a distintos niveles, tanto para el personal funerario como para las empresas funerarias, los familiares y la sociedad en general”.

Y es que, las ventajas no son sólo medioambientales sino que No+Zinc mejora la logística de las empresas funerarias, reduce el riesgo de accidente laboral por su sencillo montaje y favorece las condiciones de salubridad de los trabajadores y los centros de trabajo ya que no es necesaria la manipulación del cuerpo para su incineración. Esto último es posible ya que puede ser incinerado, no siendo necesario, como en el caso del zinc, retirarlo previamente del ataúd. Se elimina así la gestión de residuos, puesto que es un elemento biodegradable que no contiene PVC ni otros productos que contengan metales pesados.

“Estamos muy satisfechos con el resultado de esta investigación ya que viene a revolucionar el sector funerario al plantear una alternativa clara, homologada y sobre todo más respetuosa con el entorno que las prácticas actuales. El esfuerzo y dedicación del equipo de I+D+i de Limbo plantea así la posibilidad de evitar que elementos metálicos y contaminantes acompañen al ser querido en el momento de la despedida, una de nuestras principales filosofías y valores”, culmina la Export Manager de la compañía.

Compartir en:

Limbo Disseny, S.L. | Av. Jean Claude Combaldieu, 5 | 03008 Alicante | España T. +34  965 146 480 | info@limboeurope.com